Covid-19

En República Dominicana

 

Con el objetivo de frenar la propagación del virus COVID 19 el gobierno dominicano anunció una serie de medidas. Dentro de las medidas adoptadas resaltamos las siguientes:

Suspensión de las actividades comerciales, eventos y/o concentraciones por lo próximos 15 días a partir del jueves 19 de marzo. Esta medida excluye:

-supermercados,

-colmados,

-estaciones de expendio de combustibles,

-farmacias

-establecimientos comerciales dedicadas a la venta de alimentos crudos o cocidos,

-zonas francas,

-empresas de seguridad,

-entidades financieras, entre otros.

 Así mismo, el cierre de las fronteras del país por agua, mar y tierra, exceptuando los buques con mercancías.

 El viernes 20 de marzo, el presidente Medina decretó un toque de queda obligatorio desde las 8:00 PM hasta las 6:00 AM, el cierre del transporte público estatal y la prohibición de la circulación de buses y minibuses.

 Para las empresas e instituciones autorizadas a operar, se exhortó la flexibilización de las jornadas de trabajo y el trabajo a distancia.

Para las empresas que deben estar cerradas se les propuso otorgar a sus empleados el disfrute de las vacaciones remuneradas y a los empleados que no califiquen para vacaciones se les avanzará una semana de vacaciones remuneradas y el pago de una semana a cargo de la empresa.

 

En Francia

 

Con el fin de frenar la propagación del COVID-19, el Gobierno francés ha decidido que los establecimientos que no sean esenciales para la vida de la Nación no podrán seguir recibiendo al público hasta el 15 de abril de 2020. Como recordatorio, estos establecimientos son los siguientes:

- Salas para audiencias, conferencias, reuniones, espectáculos o de uso múltiple (por ejemplo, cines);

- Centros comerciales;

- Restaurantes y establecimientos de bebidas;

- Salones de baile y salas de juego;

- Bibliotecas, centros de documentación;

- Salas de exposición;

- Instalaciones deportivas cubiertas;

- Museos.

Por el contrario, todos los establecimientos que son esenciales para la vida de la nación permanecen abiertos al público, incluidos los mercados de alimentos, las tiendas de alimentos, las farmacias, las estaciones de combustible, los bancos, las tabaquerías y las oficinas de distribución de prensa.

Además, estas normas de cierre no pueden aplicarse a los espacios de producción industrial y de almacenamiento.

Las medidas restrictivas tampoco se refieren a la circulación de mercancías dentro de las fronteras internas de la Unión Europea, que sigue siendo autorizada y libre.

Además, desde el 17 de marzo de 2020 a las 12.00 horas, durante un mínimo de 15 días, está prohibido viajar, con algunas excepciones, entre ellas el derecho a viajar de casa al trabajo si no es posible el teletrabajo.

Sin embargo, las medidas de contención y cierre no significan el fin de la vida económica de Francia y sus empresas. Por el contrario, para garantizar la continuidad de la economía francesa y permitir su futura recuperación, todas las actividades de producción, logística y servicios que no pueden realizarse mediante el teletrabajo están destinadas a permanecer abiertas y a que sus empleados vayan a sus lugares de trabajo.

En general, es por lo tanto crucial que las plantas de producción, las cadenas logísticas y las empresas de servicios continúen operando en el territorio francés, respetando los gestos de barrera y las instrucciones de seguridad adaptadas que puedan poner en práctica, cuando el teletrabajo no sea posible. También son esenciales para la vida de la nación.

 

Mas informaciones en Francia (en Français): https://www.economie.gouv.fr/coronavirus-soutien-entreprises#

 

 

Publié le